El Juzgado de lo Social número 16 de Valencia ha reconocido a una madre de una familia monoparental su derecho a disfrutar de las ocho semanas adicionales por cuidado de su hijo que corresponderían al permiso de paternidad al entender que el menor por “tener solo un progenitor no puede ver mermado ese tiempo de cuidado que tiene garantizado por la ley”.

Leer la noticia completa